Shure Signal Path Podcast. Episodio 11: Steph Marziano

Escucha las magníficas historias que hay detrás de la música gracias al podcast Signal Path de Shure. En este undécimo episodio conoceremos más a Steph Marziano.

En este nuevo podcast, Shure entrevista a Steph Marziano, ingeniera, productora y compositora. La joven y prometedora productora, operadora de mesa de mezclas, ingeniera de estudio y compositora ha trabajado ya con artistas de la talla de The Prodigy, FKA Twigs y Denai Moore. Afincada en Londres aunque originaria de Estados Unidos, reparte su tiempo entre dos prestigiosos estudios de la capital británica, Strongroom y RAK, además del suyo propio. En 2018 fue nominada como ingeniero del año en los premios otorgados por la Music Producers Guild.

En el podcast, Marziano nos relata cómo empezó su carrera en el mundo de la música en un país extranjero, comparte algunos consejos para los futuros asistentes de ingeniero y nos desvela porqué le gusta grabar muestras de sonidos de elefante.

Mientras crecía en la américa suburbana, siempre tuvo el deseo de trabajar en la música y tenía claro que quería ir a Nueva York a estudiar. Pero todo eso cambió cuando descubrió el Liverpool Institute for Performing Arts, o LIPA, donde acabó estudiando ingeniería de sonido.

Una americana muy británica

No sabía casi nada de Inglaterra”, admite Marziano. “Cuando vi la escuela me pareció increíble. Puede parecer cursi, pero fue la primera vez que realmente me he sentido como en casa. Pensé: ‘Aquí ya no soy un bicho raro’”.

Tras graduarse, volvió a Estados Unidos durante una breve temporada antes de regresar a Londres para buscar trabajo como ingeniera asistente. Fue entonces cuando descubrió que el trabajo no consistía solo en realizar tareas técnicas.

Creo que los asistentes de ingeniero son los héroes anónimos del mundo de la grabación. La gente cree que es un trabajo fácil, pero no es así. Tienes que conocer el estudio mejor que el mismo ingeniero”, afirma Marziano.

Aprendió muchos de los aspectos técnicos de la tarea de asistente durante un proyecto de tres arduos meses para The Prodigy, el trío británico pionero del big beat. Pero Marziano pronto se dio cuenta de que había tareas de representación con las que no contaba inicialmente: “Tienes que ser un poco la cara del estudio. Poner la iluminación ambiente y las flores. Eso es tan importante como el intenso trabajo técnico. Aunque con un estilo muy diferente, los estudios Strongroom y RAK ofrecen un ambiente único que hacen que sea más llevadero pasar largas horas en el estudio”, añade Marziano. Y eso es algo que ha incorporado en su propio espacio de trabajo personal.

Soy una incondicional de las luces llamativas”, dice señalando alrededor de su estudio. “Si quitaras todas las cosas llamativas de aquí, este lugar parecería un hospital”.

El corazón y el cerebro del álbum

Aunque sigue trabajando habitualmente como ingeniera, Marziano también ha empezado a producir, dos facetas diferentes que describe como ser el “cerebro” (ingeniera) o el “corazón” (productora) de un álbum. Además, sigue componiendo música siempre que puede.

Me gusta la ingeniería, no me malinterpretes”, explica. “Pero producir es lo mío. Poder ver cómo se gesta un álbum de principio a fin”. Y adivinad cuál es su equipo de estudio predilecto… La caja de ritmos Digitakt de Elektron.

Esta caja de ritmos es como el amor de mi vida”, exclama. “Ha cambiado mi forma de trabajar con la música. Mi forma de componer. Mi forma de producir. La uso para todo”. Incluso inspiró a Marziano para tomar muestras de sonido de un documental sobre la naturaleza. “Casi todos mis sonidos de bombo son elefantes”, confiesa entre risas.

Para escuchar la entrevista completa a Steph Marziano, haz clic en el siguiente enlace. Y no olvides suscribirte a Signal Path en tu canal favorito. Todos los podcasts de este canal son en inglés.

Be social! Share!